Tag Archive: madre tierra


Esta artista polifacética sacó su primer trabajo oficial a finales de 2011 y os la recomiendo especialmente, ya que en su música, se plasma la situación que sufre nuestro planeta y nosotros mismos hoy en dia.

Merece la pena destacar que se trata de un disco autoproducido, donde todos los sonidos salen del corazón de Aura Phi y la letra no os dejará indiferentes pues no tiene ningún desperdicio. Os anímo a que empeceis a practicar la paz, el amor y la unidad y que cambieis la música comercial que os acompaña a diario, por música real, hecha por una persona real a la que le preocupa verdaderamente lo que le rodea.

Paso a paso ha ido haciéndose su propio hueco en nuestros corazones, trabajando cada día por mejorar los sonidos y letras de sus canciones, que viajan directas a tu glándula pineal y la sacuden.

vida2

Realizando colaboraciones con artistas de todo el globo, entre ellos Zenchu Boxes, Sibaz, Kali Sandoval y un largo etcétera, expandiéndose por todos los continentes y sonando en los lugares más insospechados.

Aura Phi ha conseguido que su labor, metódica y cuidadosa, se haga un hueco en los hogares de todos nosotros, colmando nuestras vidas de música reivindicativa, espiritual, positiva y llena de energía.

Sigue leyendo

Anuncios

Extracto del libro “La libertad interior” de Jiddu Krishnamurti.

simpleza_y_magnitud_de_la_libertad_interior

“…Cuando uno observa lo que está pasando en este mundo: la situación de la juventud, la ansiedad por la guerra, la pobreza extrema, los odios y motines raciales, la forma lamentable en que los pequeños países soportan su situación monetaria, etc., uno siente que no sabe lo que está sucediendo. Hemos oído muchísimas explicaciones de los filósofos, los intelectuales, los teólogos, los sacerdotes, los psicólogos, de todas las burocracias organizadas, y así sucesivamente. Pero las explicaciones no son bastante buenas, y aún conociendo la causa de estas perturbaciones, no se resuelve la cuestión. Aquí, durante estas reuniones, vamos a ser responsables como individuos y como seres humanos: vamos a ver si podemos entender el problema de nuestra existencia con su desorden, su caos, la desdicha y el enorme dolor, que es a la vez interno y externo. Evidentemente, estamos obligados a disipar las tinieblas que como individuos hemos creado en nosotros y en los demás. Por eso, tenemos que ser muy serios.

Como ustedes saben existen personas que son serias de un modo neurótico; creen que son serias si siguen cierto principio, creencia, dogma o ideología, y si continúan practicándolo. Tales personas no son serias. Tienen una creencia, y esa creencia engendra un extraordinario estado de desequilibrio. De modo que uno tiene que estar sumamente alerta para descubrir qué es lo que significa ser serios.

Podemos ver que las ideologías desempeñan un enorme papel en la vida del hombre en todas las partes del mundo, y que, en efecto, dividen al hombre en grupos: el republicano y el demócrata, la izquierda y la derecha, etc. Separan a las personas y por su misma naturaleza, estas ideologías llegan a convertirse en “autoridad”. Y entonces los que asumen el poder tiranizan de manera democrática o despiadada. Esto se puede observar en todo el mundo. Las ideologías, los principios y las creencias, no solo separan a los hombres en grupos, sino que en realidad impiden la cooperación; sin embargo, lo que necesitamos en este mundo es cooperar, colaborar, actuar juntos, sin que usted lo haga de una manera por pertenecer a un grupo, y yo de otra. La división surge inevitablemente si usted cree en determinada ideología, sea la comunista, la socialista, la capitalista, etc.; sea cual fuere esa ideología, tiene que dividir y crear conflicto.

El ideólogo no es serio, no ve las consecuencias de su ideología. Por lo tanto, para ser en realidad serio, uno tiene que desechar completamente, totalmente, estas divisiones nacionalistas y religiosas, negar lo que es absolutamente falso: y entonces, como resultado, quizás habría una posibilidad de ser real y verdaderamente serios. Tenemos que construir un mundo enteramente distinto, que nada tenga que ver con el mundo de hoy, lleno de manías, conflictos y competencias, un mundo cruel, brutal y violento.

  Sigue leyendo

A %d blogueros les gusta esto: